Habrá quien tenga una idea muy clara de lo que es una obra o un espectáculo de teatro.

Aunque hoy en día, que se mezclan o intervienen tantas disciplinas en clave contemporánea, con tanta parafernalia audiovisual, y donde el arte de interpretar, ficcionar o representar no siempre es lo más importante en un escenario o lo más apreciado entre el público, tal vez algunos hechos teatrales o escénicos no respondan, ni al concepto clásico de obra teatral -escrita o adaptada-, por temeridad o falta de efectivos, ni al de espectáculo ídem, por falta de recursos o de derroche.

Aunque podamos rozar ambos términos, o por estar entremedias, creamos para nosotros mismos la categoría de Creaturas Teatrales.